Mariano Cadeneau

Por En Brasil, Guías, Sudamérica

Qué hacer en Blumenau además de tomar cerveza

En esta entrada te voy a contar qué hacer en Blumenau. Además de hablar de su cultura alemana y de la cerveza, te voy a recomendar otros lugares para visitar y cosas para hacer más allá de lo “obligatorio”.

Blumenau, capital nacional de la cerveza

Blumenau es una ciudad bien alemana del estado de Santa Catarina en Brasil. Fiel a sus orígenes, ha adoptado la cultura de la cerveza con seriedad y en los últimos años han florecido allá numerosos emprendimientos de cerveza artesanal. Muchos de ellos se han convertido inclusive en grandes empresas.

Se dice que Blumenau es la capital nacional de la cerveza en Brasil y hace honor a ese título con la celebración de un gran Oktoberfest, el segundo más grande del mundo, luego del primer puesto indiscutible de Munich, en Alemania. Todavía el hijo no superó al padre, pero yo no lo descartaría a futuro…

Blumenau no es sólo cerveza

Claro que no, si bien la cerveza es uno de los orgullos locales, Blumenau es mucho más que eso: es una ciudad con abundante vegetación, un clima sub-tropical y una oferta gastronómica y cultural muy de la mano de su origen alemán.

Si vas para allá no te va a ser muy complicado moverte de un lado a otro, ya que en Blumenau existe una red de transporte integrada bastante moderna, con buenas frecuencias y unidades muy cómodas para moverte dentro de la ciudad y en sus alrededores.

Eso sí, tal vez por su origen alemán y tintes europeos, podés notar que sus habitantes son un poco fríos al principio, pero si lográs entrar en confianza, vas a ver lo amables y hospitalarios que son.

En Blumenau en el lugar más indicado

En la ciudad nos quedamos en casa de Regi y Ani, una pareja que había conocido en mi viaje a Uruguay en el 2012 y con quienes hace poco nos reencontramos en Buenos Aires, donde con mucho placer oficiamos de guías turísticos para ellos, coronando el encuentro, como no podía ser de otra manera, con una picada y unas cervezas artesanales.

¿Por qué digo que es el lugar más indicado? Porque hace unos años que ellos abrieron una empresa de nombre Vale do Lupulo, a través de la cual venden insumos para los productores de cerveza locales. En este contexto y con un gran amor por la  cerveza, Regi se ha capacitado en el tema y fue un gran guía local cervecero, dándonos a probar numerosas cervezas artesanales locales, tanto en su casa como en el negocio, contándonos de los detalles de cada una, sobre la empresa y otros pormenores más que interesantes para un humilde fanático como yo.

De cerveza en cerveza

Así es, los días en Blumenau se fueron de pinta en pinta, de la casa de los chicos a su local, del local a la Vila Germánica, de ahí a la cervecería Das Bier y hasta en el 2do cumple de su hijo António (del que participamos) había dos barriles de cerveza artesanal también, ¿Qué tul?

Y si bien lo más importante hablando de cerveza es tomarla, eso tampoco es todo, ¿no? Así que fuimos aprendiendo de mano de Regi y de su esposa, que se nota que también fue metiéndose mucho en el tema en estos años. Además, el aprendizaje siguió en la Cervecería Das Bier y en el Museo de la Cerveza de Blumenau. Ahí te cuento un poco de ambos después de contarte del predio donde se hace el famoso Oktoberfest.

Vila Germánica

Claro, en este rinconcito de la ciudad es donde se celebra el famoso Oktoberfest, ese que te conté que es el segundo más grande del mundo. Si bien no es lo mismo visitarlo sin la fiesta de por medio, me parece que vale la pena ir a conocerlo, sobre todo para ir a alguno de los locales y tomarse una buena cerveza, ¡y sí!

Si sos de los que vuelven a la casa con regalitos para varias personas, ahí mismo vas a encontrar todo tipo de souvenirs alemanes para llevar a quien quieras.

Mi primera visita a una cervecería

Gracias a Regi que se tomó el tiempo de llevarnos hasta el lugar y de coordinar una visita con los dueños, pudimos visitar la Cervecería Das Bier, que funciona en la localidad de Gaspar, bastante cerca de Blumenau, en un predio de 12 hectáreas bastante privilegiado, de vegetación envolvente, de un verde esmeralda y abundantes palmeras, con pequeñas lagunas que ponen un ganchito de oro al paisaje. En éstas se puede pescar con un sistema en donde el pescador paga por peso por lo que se lleva, lo cual para mí era nuevo. Lógicamente, para aprovechar el paisaje, en Das Bier tienen unas mesas de madera en la parte de afuera para que uno pueda disfrutarlo mientras toma su cervecita y pica algo, nada mal.

Así que fue en Gaspar donde hice mi primera visita a una cervecería. Si bien la tecnología está presente, allá el proceso aún es considerado artesanal, por la intervención humana aún existente en distintas etapas y por su volumen de producción, que hoy ronda los 30.000 litros al mes y tuvimos el privilegio de hacer una visita personalizada con Antonio, quien está a cargo del bar y trabaja hace ya 10 años en el lugar. A lo que nos contó él le sumamos los aportes de Regi, quien de cerveza sabe mucho. Acá ven a mis guías:

¡y a que no sabés cómo cerramos la visita! Te doy una pista:

¡Y sí! ¡No íbamos a cerrarla tomando un agua mineral sin gas!

Museo de la Cerveza

Claro, si te gusta el tema, no podés dejar de visitar este museo en tu paso por la ciudad: tiene mucha información y material histórico de los distintos Oktoberfest que se han realizado en Blumenau y el acceso es gratis.

Además, en el museo podés aprender de la historia y proceso de la cerveza, así como también de cómo llegó esta a Blumenau, ya sea con fotos, otros objetos o con un video de pocos minutos donde hacen un buen resumen de ambos temas.

Como frutilla del postre, sobre dos barrilitos tienen el gorro y sombrerito típicos usados durante la fiesta, para que también agarres un chopp y te saques lo que parece ser la foto obligatoria antes de irte. El único problema es que al ser un museo, los chopps van vacíos, lo cual le saca bastante gracia al tema pero, como dicen, es lo que hay, tómalo o déjalo.


Otros atractivos de Blumenau

Claro, te había dicho que Blumenau no es sólo cerveza y al final me pasé todo el post hablando de birra. Disculpame, no tengo la culpa de que me guste tanto 😀

Bueno, para que veas que es como te digo, te dejo tres perlitas de la ciudad para probarte que no todo es birra en Blumenau.

Museo de Hábitos Y Costumes

Si te gusta la historia, ya sea porque querés llevarte un poco más Blumenau o inclusive porque tenés antepasados alemanes y te da curiosidad, este museo es para vos: reúne varias colecciones y donaciones de familias de la ciudad y vas a encontrar ahí todo tipo de objetos, desde ropa, juguetes, utensilios de cocina y bastante más.

Además, hay una sección dedicada al Oktoberfest, donde podés encontrar los ramos de distintas ganadoras de la elección de Miss Beer del festival (o algo así). También había una parte donde había armas, que no tenían nada que ver con nada, pero ahí estaban.

Un dato: ahí y al igual que en casi todos los museos que visité en Brasil hasta este momento donde tienen objetos robables de cierto valor económico, me hicieron dejar la mochila en la entrada. Sólo dejan pasar a las personas con bolsitos y carteras más bien tirando a pequeños.

Museo de la ciudad

También si te gusta la historia y si te queda tiempo, tenés un museo bien pequeño y de entrada gratuita que te recomiendo visitar: es el museo de la ciudad. La verdad es que podés llegar caminando desde el centro sin problemas y vale la pena darse una vueltita, ya que lo recorrés como mucho en media hora y, como te dije, es gratis.

Un paisaje campestre y una gran feijoada

Si tenés ganas de comer la que fue para mí –  y hasta ahora – una de las mejores feijoadas de Brasil, te recomiendo darte una vuelta por Recanto Silvestre, donde hacen una feijoada que es un poema. Podés comer la cantidad de quieras, pero el lugar no me resultó tan barato y la bebida se paga aparte.

Te dejo el dato y si te da el presupuesto, andá. Además, el lugar es precioso y en el predio funciona un camping, por lo que podés quedarte ahí a pasar la noche si te copa.


Bueno, llegaste al final. Este fue el post Qué hacer en Blumenau además de tomar cerveza. Como siempre, espero que te haya gustado y si tenés alguna pregunta o algún dato para aportar, será bienvenido en los comentarios.

Blumenau queda cerquita de Florianópolis, así que si pensás darte una vuelta, no dejes de pasar por esta súper guía que armé para vos 😉 

, , ,

4 Respuestas a Qué hacer en Blumenau además de tomar cerveza

  1. Susana Aceña dice:

    A ver si ponemos una fábrica de cerveza artesanal en Pilar!

  2. juana dice:

    Les hago la gran pregunta, porq no logro ver fotos en Blumenau hay mar?? si hay mar yá saco pasajes y viajo para allá en mis próximas vacaciones

    • Mariano Cadeneau dice:

      Hola Juana, en Blumenau mismo no hay mar, pero lo tenés a unos 70 kms (Camboriú, por ejemplo). Si vas para alguna playa cercana, podés pasar unos días en Blumenau, cambiar el mar por morros un poco, ¿no? ¡Saludos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Compartime!

No te lo quedes para vos sol@ ;)

¿Querés saber cómo trabajar en línea mientras viajás por el mundo?

¿Querés saber cómo trabajar en línea mientras viajás por el mundo?

¡Descargá gratis mi ebook "10 aprendizajes de un nómada digital" ahora!

¡Te has suscrito exitosamente!