Mariano Cadeneau

Por En Perú, Sudamérica

Nadar con lobos marinos en Lima

C

rónica de nuestra visita a las Islas Palomino, durante nuestra estadía en Lima de febrero de 2017.

Lima tiene mucho para ofrecer

Como parte de mi viaje de tres meses por Argentina, Bolivia y Perú en el 2014, había pasado una semana en Lima y había descubierto bastante de la ciudad: su exquisita gastronomía, la hospitalidad de su gente, su caótico tránsito, varias de sus plazas, parques, museos e historia.

Pero Lima es una ciudad que tiene muchísimo para ofrecer y por eso me habían quedado varios pendientes de ese viaje anterior. Uno de ellos era hacer alguna de las navegaciones que permiten conocer aún más de la riqueza faunística del Perú: una gran variedad de aves, pingüinos y lobos marinos, entre otros. Todo a sólo un par de horas navegando desde la ciudad.

Comienza el tour

Luego de estar todos reunirnos en el punto de encuentro designado en Callao y de comenzar a socializar entre los que haríamos la excursión, se nos llama a embarcar. Usamos primero un bote más pequeño con motor fuera de borda en el que se nos llevó hasta el Catamarán Mikeira, en el que hicimos el recorrido.

El mismo cuenta con dos niveles y un bar en el que, como no podía ser de otra manera en Perú, prepararon pisco sours a demanda durante toda la travesía. En esta foto podés ver la ciudad de Lima desde el mar:

El tour fue organizado por Mikeira Tour y fuimos invitados a descubrir y difundir lo vivido aquí en nuestro blog.

Sobre las islas que visitamos

Durante la excursión visitamos dos de las 22 islas protegidas por la Reserva Nacional Sistema de Islas, Islotes y Puntas Guaneras: la isla Cavinzas y la Palomino.

La reserva es administrada por el SERNAMP, una organización técnica especializada asignada por el Ministerio de Ambiente. Su función es preservar una muestra representativa de los ecosistemas costeros y marinos en esas áreas, buscando asegurar la continuidad del ciclo biológico de las especies que allí habitan.

En estas islas habitan especies vulnerables como el león marino o en peligro de extinción como el pelícano peruano o el pingüino de Humboldt.

Bordeando la isla más grande de Perú

Durante la navegación, pudimos darnos el gusto de bordear la Isla San Lorenzo, que tiene una extensión de más de 16 Km2 y una historia más que interesante, ya que ha sido cementerio, presidio y hoy es una base naval de la Marina de Guerra del Perú.

Pasando por Isla Cavinzas

Al pasar por al lado de esta isla, el catamarán disminuyó considerablemente su velocidad, para que pudiéramos avistar y sacar mejores fotos a un gran número de aves, lobos marinos y de pingüinos de Humboldt. Ahí pudimos ver por primera vez en el recorrido a los pelícanos peruanos que mencioné anteriormente.

Lo que vimos a lo largo de toda la vuelta es a intrépidos pescadores como el de la foto, que sorteaban el furioso oleaje que sacudía fuertemente al catamarán en el que navegábamos.

Un poco de mareo antes del gran momento del día

Por primera vez en mi vida, después de decenas de navegaciones en varios países y en todo tipo de embarcaciones, puedo decir que me sentí mareado durante este tour. Tal vez se mezcló el poder de la marea con el fuerte olor a guano y el de los lobos marinos con el hecho de que no habíamos desayunado demasiado bien, pero la cosa es que estábamos bastante mareados.

Por un momento titubeamos en cambiar la decisión de nadar con lobos, pero por suerte pudimos mantenernos firmes y poner mucha garra para que, aún con un poco de mareo, podamos disfrutar el plato fuerte del día.

Nadando con lobos marinos

El mareo fue cediendo y nos dieron algunos snacks dulces y salados, que ayudaron un poco con el tema del estómago casi vacío, aunque bien hubieran podido terminar en el mar. Por suerte no fue así.

Finalmente, llegó la hora de saltar al agua, ¡y saltamos! ¿Sabés qué? ¡El agua estaba helada!

Como siempre pasa, costó al principio pero luego de un par de minutos nuestro cuerpo se pudo acostumbrar al frío  y comenzamos a nadar en dirección a los lobos marinos. Eso sí, para respetar sus espacios, no podíamos acercarnos a más de 30 metros de la isla. Sin embargo, fueron ellos los que se acercaron:

Habremos estado unos 15 minutos nadando en esa agua helada correntosa, disfrutando de estar tan cerca de lobos marinos por primera vez. Bueno, lo que no disfrutamos es el olor tan intenso que tienen, pero no podía ser todo perfecto, ¿no?

¡Pingüinos de Humboldt!

También te había mencionado a estos simpáticos animalitos, así que permitime que te los muestre con una foto:

No había tenido el gusto de conocer a esta especie de pingüinos en particular y en el tour pudimos ver a miles de ellos, así que fue sin lugar a dudas un privilegio.

A los que no pude atrapar con mi cámara es a los pelícanos, ya que cada vez que los vimos pasaron demasiado rápido. Será para otra ocasión.

La vuelta y dos bonus tracks

Así es, todo tiene un final y esta crónica no es la excepción. El bonus track del recorrido fue un tour por el Callao Monumental, una zona de la provincia del Callao (conocida por ser muy peligrosa), que algunos entusiastas revitalizaron con arte urbano, galerías de arte y con un fuerte compromiso de sus habitantes, lo cual nos pareció súper interesante. La crónica de esa visita va a quedar para otra ocasión.

El segundo bonus track es que ya está documentado en video todo lo que acabas de leer, mirá:

¡Es ni más ni menos que el primer video de nuestro flamante canal de YouTube! Así que te invitamos a verlo y a suscribirte para enterarte cuando vayamos publicando los siguientes.


¿Te gustó el post? ¿Sabías que Lima tenía para ofrecerte este tipo de salidas? ¡Esperamos tus comentarios!

¿Planeando un viaje a Perú?
Si estás pensando en visitar Perú próximamente o querés saber más sobre cómo llegar al país, cómo moverse allá, su clima, presupuesto para una visita y mucho más, ¡no dejes de visitar nuestra completísima Guía de viaje a Perú!

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

, ,

10 Respuestas a Nadar con lobos marinos en Lima

  1. L dice:

    Que hermoso! Feliz de que hayan podido disfrutar esa hermosa experiencia! Besos y cuídense mucho!

  2. Carlos dice:

    Muy lindo relato del lugar. Y Peru es un pendiente que espero pronto descubrir.

  3. Marcela dice:

    Que buena descripcion de lugares y sensaciones..son estas últimas las que le dan el toque distintivo a tus crónicas..preciosoPeru..

  4. Carmen dice:

    Muy buena descripción para vivir los lugares con ustedes ! eso hace la diferencia de simplemente mirar bonitas fotos! Yo recorrí bastante Peru, pero nunca pude tomar una lancha hacia las islas por distintas circunstancias. Gracias por el buen relato! Saludos

    • Gracias Carmen! La idea era transmitir esas sensaciones más allá de contar del recorrido del tour. Que me comentes que eso te llegó es muy satisfactorio. Te agradezco la visita y tu comentario. Saludos!

  5. Noemi dice:

    holaaaa me gusto el diseño de la pagina. esta buenisimo! Que lindos lugares! me quede con ganas de ver fotos mas cercanas de los pingüinos!

    • Qué bueno que te gustó Noemí! La idea era que sea más fácil leer el blog (sobre todo desde móviles). El feedback me sirve mucho. Para sacarles fotos más cercanas a los pingüinos lamentablemente me faltaba un lente mucho más caro. No pude por limitaciones técnicas, yo también me quedé con las ganas! jeje :/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Querés saber cómo trabajar en línea mientras viajás por el mundo?

¿Querés saber cómo trabajar en línea mientras viajás por el mundo?

¡Descargá gratis mi ebook "10 aprendizajes de un nómada digital" ahora!

¡Te has suscrito exitosamente!

¡Compartime!

No te lo quedes para vos [email protected] ;)