Mariano Cadeneau

Por En Perú, Sudamérica

Civilización Caral, la más antigua de América

C

onocer la civilización Caral fue una de las perlas de nuestro viaje. Sus ruinas fueron descubiertas hace 22 años y están abiertas a visita hace poco más de 15. La verdad es que todavía el lugar no cuenta con una gran difusión, pero de a poco se está haciendo conocido. Recibe un promedio de 4000 visitantes al mes, salvo en enero y febrero que son menos, seguramente debido al calor abrasador que hay en la zona por esos meses.

valle de caral

La zona arqueológica Caral tiene 66 hectáreas, está enmarcada en el Valle de Caral y es atípicamente verde para la aridez de la zona. Esto se debe principalmente a la presencia del río Supe que irriga la región.

Casi 5000 años de historia

Cartel de Caral

Las excavaciones realizadas en la zona han comprobado que Caral es la civilización más antigua de América descubierta hasta el momento: sus habitantes se desarrollaron en la zona entre los años 3000 y 1800 a.C. Lo curioso es que, como en el caso de muchos otros hallazgos arqueológicos, estas ruinas aparecieron casi de la nada, ya que estaban cubiertas de tierra y arena, aparentando ser otras montañas de la zona.

Se probó entonces que los caralinos fueron contemporáneos con los egipcios y más antiguos que los sumerios. Como verás, Caral es de gran importancia para la historia de la humanidad, ya que pone en jaque mucho de lo que se conocía hasta su descubrimiento. Estar allí y vivir la historia en carne ha sido para mí un auténtico privilegio.

Algunas curiosidades de la civilización Caral

Curiosidades de Caral

Para no aburrirte con una extensísima descripción de distintos aspectos de esta civilización, se me ocurrió resumirte en algunos items algunas de las cosas que más me llamaron la atención de lo que aprendimos en nuestra visita:

  • Manejo político: Se cree que el sistema social de las poblaciones de Caral trascendió en el espacio y el tiempo y que ha sido un modelo para numerosas civilizaciones hasta el último Estado Prehispánico, formado 4400 años después.
  • Alimentación:
    • Comían pescados del río Supe y del Pacífico, donde también encontraban mariscos. Claramente, el valle está cerca del mar.
    • Practicaban la agricultura, consumiendo alimentos como calabaza, frijoles, camote, papa, maíz, guayaba, maní, palta y lúcuma.
    • Comían además lo que comercializaban con otras tribus, ya sea de la sierra y selva peruanas o hasta de otras que habitaban el actual Ecuador.
  • Equidad de género: La mujer ejercía el poder al lado del hombre y tuvo un rol protagónico en la civilización.
  • Aplicación de la genética: Optimizaron la calidad y productividad de sus cultivos gracias a la experimentación genética, produciendo plantas con frutos de mayor calidad y tamaño y más resistentes a plagas.
  • Diseño, planificación y construcción:  Al construir sus pirámides, los caralinos aplicaron conocimientos de ingeniería estructural y resistencia de materiales con matemática, geometría y astronomía.
    • Desarrollo sustentable: Los caralinos hicieron un uso ordenado y planificado del territorio, respetando las tierras productivas del valle y ubicando sus urbes sobre terrazas fluviales y pluviales.
    • Construcciones sismorresistentes: Se encontraron evidencias de distintas tecnologías constructivas que habrían funcionado como resistentes a la actividad sísmica, muy presente en la zona.
  • Eficiencia energética: Utilizaron la energía solar, eólica y del fuego para desarrollar tecnologías adecuadas que les permitan hacer más eficiente el procesamiento, la conservación, almacenamiento y la distribución de los distintos alimentos.
  • Astronomía para el registro del tiempo y los cambios climáticos: Los conductores de los centros urbanos observaron el cielo y los astros para controlar el tiempo, identificar los cambios de las estaciones y determinar las fechas de sus actividades.

La visita guiada

Visita guiada a Caral

Importante: No se pueden visitar las ruinas sin un guía. La guiada cuesta S./20 (20 nuevos soles peruanos) y se puede compartir en grupos de hasta 20 personas, o sea que potencialmente puede costar un sol por persona. Eso sí, en el lugar no arman grupos, por lo que llegado el caso tendrías que armarlo vos para ahorrar algunos soles.

Así es que la visita guiada (obligatoria) dura 1 ½ horas y, como siempre en estos casos, la experiencia depende mucho del guía que te toca. Roosevelt fue el nuestro y demostró saber mucho de la zona y de las ruinas y civilización Caral propiamente. Respondió con claridad varias de mis preguntas y nos agregó mucho valor en la visita. Hubiera sido ideal que su voz no fuera tan monótona, pero todo no se puede, ¿no?

Cómo llegar a Caral en transporte público

Para llegar a Caral, a menos que vayas con tu propio vehículo, vas a tener que hacer una escala casi obligatoria en la ciudad de Supe. Desde allí salen los distintos transportes que te pueden llevar a Caral.

Lima a Supe

Como es imposible abarcar todas las posibilidades, vamos a suponer que vas a Caral desde Lima. En tal caso, lo primero que tendrías que hacer es tomarte algún bus hasta la Gran Terminal Terrestre Plaza Norte. Ahí mismo podés preguntar en las distintas empresas por buses que vayan a Barranca; gran parte de los servicios terminan sus recorridos en dicha ciudad y no en Supe.

Como referencia, la empresa Móvil Tours tiene publicados pasajes de Lima a Barranca por S./20. Es posible que bajando en Supe te cueste un poco menos o que otras empresas tengan mejores precios. Lo ideal es que una vez en la terminal vayas averiguando qué alternativas tenés, también según los horarios de partida de los distintos servicios.

Supe a Caral

Desde cerca de la plaza central de Supe salen los taxis compartidos al pueblo de Caral. Cuestan 4 soles si estás dispuesto a caminar los 3,5 kms. restantes hasta la entrada al complejo arqueológico. Por 3 soles adicionales, el taxi te va a ofrecer unos 1500 metros de caminata. Un poco después, carretas tiradas a caballo y/o motos te van a ofrecer acercarte unos 1000 metros.

Ya sea que hayas caminado un poco más o un poco menos,  vas a llegar a la entrada al complejo teniendo que caminar un sendero de poco más de 1000 metros en el que no se admiten vehículos. Una vez en las ruinas, ahí tendrás bastante para caminar de todos modos, por si te habías ahorrado algunos kilómetros hasta ese momento.

Costos de la visita a Caral

Precios en Caral

Resumiendo entonces, estos son los costos que tendrás en una visita a Caral (desde Supe):

1) Transporte

A partir de S./8 (ida y vuelta desde Supe), según cuánto estés dispuesto a caminar.

2) Entrada

Como podés ver en la foto, estos son los costos de entrada al complejo arqueológico:

  • Entrada general: S./11.
  • Estudiantes y docentes*: S./4.
  • Escolares, niños y jubilados: S./1.
  • Población local: S./0.

* Te doy un dato: en gran parte del Perú, podés acceder a este y otros descuentos similares (especialmente en museos y complejos arqueológicos) con un carnet o constancia de estudios universitarios en curso. 

3) Guía

Te va a costar hasta S./20 si vas sólo y no tenés la posibilidad o voluntad de buscar armar un grupo más grande. Nosotros, por ejemplo, compartimos el grupo con una familia que eran 5, pero resultó que los menores no participaban en el reparto (tema bastante debatible), por lo que repartimos los 20 soles entre nosotros dos, los padres y una de sus hijas, mayor de 18 años. Pagamos así 4 soles cada uno por el guía.


Bonus Track: Caral en Video

Si te gustó el artículo, te invito ahora a dar un paseo en video por Caral:


Esta fue el relato de nuestra visita a la civilización Caral de febrero de 2017. Si tenés alguna consulta o aporte, te invito a usar los comentarios y, si te gustó, te agradeceremos que lo compartas, para que otros también puedan disfrutarla 😉

¿Planeando un viaje a Perú?
Si estás pensando en visitar Perú próximamente o querés saber más sobre cómo llegar al país, cómo moverse allá, su clima, presupuesto para una visita y mucho más, ¡no dejes de visitar nuestra completísima Guía de viaje a Perú!

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

, , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Querés saber cómo trabajar en línea mientras viajás por el mundo?

¿Querés saber cómo trabajar en línea mientras viajás por el mundo?

¡Descargá gratis mi ebook "10 aprendizajes de un nómada digital" ahora!

¡Te has suscrito exitosamente!

¡Compartime!

No te lo quedes para vos [email protected] ;)